Comparte este Post

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

Día 6.

No todo cambio produce mejoramiento, pero no hay mejoramiento sin cambio.

Un nuevo comienzo requiere un cambio de paradigma, al inicio hablamos que necesitamos estar actualizados y que cada actualización trae cambios. Tú y yo no somos los mismos de hace 10 años atrás, muchos no somos los mismos de hace 5 años, y otro grupo me incluyo, no somos los mismos desde el año pasado. Las circunstancias y aprendizajes de la vida nos obligan a cambiar.

El cambio hace parte de la vida, mira tus fotos de hace 5 años y te darás cuenta de lo que te digo, cambias no solo físicamente, lo haces en tus emociones y lo deberías hacer en tu relación con Dios.

Nuestro Dios a través de la Biblia se manifiesta de muchas maneras, en cada época, de acuerdo al contexto, se manifestó como una zarza ardiente, una nube, una columna de fuego, un viento apacible, Dios se hizo hombre, se manifestó en su Espíritu Santo, y a través de los tiempos se ha seguido manifestando de muchas maneras, el sigue siendo el mismo en su esencia, pero se manifiesta y habla de diferentes formas de acuerdo a cada época y la necesidad de comprensión de nosotros sus hijos.

Esta debe ser una enseñanza para nosotros como hijos de Dios, cada situación, debemos tener la capacidad de adaptarnos, no hay una sola manera de hacer las cosas, queremos que las cosas cambien, pero quienes necesitamos cambiar somos nosotros.

Si no hay cambio, significa que estás estancado.

Lo pondré de está manera, hay una diferencia entre un río y un lago, y a pesar de ser aguas, una se estanca y puede llegar a pudrirse y el otro fluye constantemente. No se si te has sentido estancado y varado, sal de ese pozo de desesperación, de ese lago que no te está llevando a ninguna parte y por favor entra en el río de Dios, el te moverá, te llevará a donde fluyen sus corrientes. Ezequiel 47, habla del Río de Dios, que por donde pasa trae sanidad y vida a lo muerto. Si eres el mismo desde hace 5 años, simplemente estás estancado, no te resistas al río de Dios, tienes que sumergirte para nadar, no quedarte en la orilla sino profundizar.

Si no hay cambio, no estas creciendo.
Nuestra vida física es reflejo de este principio, todo lo que crece cambia, no tengas miedo de cambiar, significa que estás creciendo.

No se si recuerdas la historia de Peter pan, pero el vivía en el país de Nunca Jamás, una tierra donde nunca creces, donde se era niño siempre. donde no se maduraba, aunque tu edad cronológica te empujaba y decía lo contrario.

El psicólogo norteamericano Dan Kiley denominó como Síndrome de Peter Pan al conjunto de rasgos que tiene aquella persona que no sabe o no puede renunciar a ser hijo para empezar a ser padre.  El hombre/niño que se resiste a crecer es incapaz de cuidar y proteger a nadie así como de intercambiar papeles igualitariamente en el contexto de una pareja. Exhibe un desfase patológico entre su edad cronológica y su madurez afectiva.

El síndrome de Peter Pan es una patología Psicológica, bien puede ser aplicada a la vida de muchos Cristianos. Cristianos que nos creemos eternamente niños espirituales,

11 Acerca de esto tenemos mucho que decir, y difícil de explicar, por cuanto os habéis hecho tardos para oír. 12 Porque debiendo ser ya maestros, después de tanto tiempo, tenéis necesidad de que se os vuelva a enseñar cuáles son los primeros rudimentos de las palabras de Dios; y habéis llegado a ser tales que tenéis necesidad de leche, y no de alimento sólido. 13 Y todo aquel que participa de la leche es inexperto en la palabra de justicia, porque es niño; 14 pero el alimento sólido es para los que han alcanzado madurez, para los que por el uso tienen los sentidos ejercitados en el discernimiento del bien y del mal.

(Hebr.5:11-14)

ser niño espiritual es necesario, todos debemos pasar, pero como todo en la vida, debemos crecer, desarrollarnos para Dar más.

Mayor Crecimiento cambia mi manera de pensar.

1 Corintios 13:11 11 Cuando yo era niño, hablaba como niño, pensaba como niño, juzgaba como niño; mas cuando ya fui hombre, dejé lo que era de niño.

1 Corintios 14:20 Hermanos, no seáis niños en el modo de pensar, sino sed niños en la malicia, pero maduros en el modo de pensar.

mucha gente se ha conformado siendo niño espiritual, un niño espiritual como uno terrenal no tiene grandes responsabilidades, un niño terrenal, solo pregunta “¿y mi almuerzo?, sin importar que tuvieron que hacer los padres para conseguirlo, pero alguien maduro sabe que tiene que aportar a su casa para que la provisión mejore, si quiere una comida especial el trae los ingredientes, adquiere responsabilidad.

Alguien maduro pasa de esperar recibir y el empieza a dar.

un niño espiritual arma pataleta cuando no obtiene lo que lo hace sentir cómodo, la canción, el predicador, el ujier, Etc. Alguien maduro no se ofende fácilmente, (sin decir que esto sea una excusa para probar la madurez) no se deja robar el gozo.

Dicho esto quiero decirte algo:

Madurez espiritual no es un asunto de EDAD. (Conozco niños mas maduros que sus padres, niños que fuerzan a sus padres a la oración y lectura de la palabra, niños que creen y tienen mayor fe que nosotros) conozco ancianos bebes! empezando a caminar con Dios.

Yo no le estoy hablando a los que están comenzando en los caminos, le estoy hablando a los que llevan años sentados queriendo permanecer niños.

Ser niño es bueno, pero crecer es mejor.

Mayor crecimiento ofrece mayor libertad.

GALATAS 4:1-7 Pero también digo: Entre tanto que el heredero es niño, en nada difiere del esclavo, aunque es señor de todo;

Salir de la niñez espiritual, garantiza mayor herencia de parte de Dios. Dios quiere darte tanto, pero no estas preparado, no has crecido, no te puede soltar bendiciones porque te puedes desviar, el no quiere darte cosas, el quiere que lo conozcas y cuando lo conozcas las demás cosas serán añadidas.

Mayor Crecimiento, provoca mayor profundidad en la palabra.

1 Corintios 3:1-2 De manera que yo, hermanos, no pude hablaros como a espirituales, sino como a carnales, como a niños en Cristo. Os di a beber leche, y no vianda; porque aún no erais capaces, ni sois capaces todavía,

Aquí el problema no es que fueran niños, es que eran viejos y seguían usando pañal, que eran grandes y se conformaban con la leche, si hay algo que me gusta de criar a mis hijas es introducir nuevos alimentos (sobre todo a la bebe), Cada alimento lleva un ciclo, no le puedo dar sopa de mondongo a los 3 meses, pero mes a mes vamos probando cosas nuevas, poco a poco vamos hasta llegar a la plenitud que pueda comer a la par de nosotros, nuestra vida cristiana nos ofrece la oportunidad de profundizar y crecer de diversas maneras, y una de las maneras que hacemos desde nuestra iglesia, es poder vincularte en discipulados, seminarios, etc….. necesitas alimentarte mejor, la biblia tiene las mejores recetas y te has quedado con una.

Mayor Crecimiento desarrolla mayor firmeza.

Efesios 4: 13 hasta que todos lleguemos a la unidad de la fe y del conocimiento del Hijo de Dios, a un varón perfecto, a la medida de la estatura de la plenitud de Cristo; 14 para que ya no seamos niños fluctuantes, llevados por doquiera de todo viento de doctrina, por estratagema de hombres que para engañar emplean con astucia las artimañas del error.

Niños -Nepios -(Mente Simple) – No habla

Fluctuante (Kludonizomai) (ondearse o flotar en el mar, se deja llevar)

No es alguien que va donde quiere, es alguien que se deja arrastrar. cuando dejas de ser niño espiritual las cosas que te ofrece el mundo las rechazas, estas en este mundo pero sabes que no perteneces aquí, no pierdes tu gloria eterna por la “gloria” pasajera del Mundo.

Así que el reto de hoy es Primero, a no estancarnos, a entrar en su río y fluir en la dirección que nos lleve Dios.

Y Segundo, a cambiar para crecer. No te conformes con la estatura o madurez espiritual que hoy tienes, procura alcanzar la estatura de Cristo, cuando lo intentemos nos daremos cuenta cuan niños aún seguimos siendo.

No le tengas miedo al cambio, es parte natural de nuestra vida, Lo único permanente es el cambio.

Puedes ver el video del devocional aquí https://www.instagram.com/p/CJyOs2Zg8oM/

Subscríbete a nuestra lista de correo

y permanece actualizado con reflexiones y devocionales

More To Explore

El Blog de Tavo.

Día 7. Retroceso

Día 7. Retroceso. 3 cosas que nos retrasan. Toda esta semana hemos hablado de reedificación, hemos hablado de palabras que nos ayudarán en ese propósito,

El Blog de Tavo.

Día 6. Reconstrucción II

Día 6. Reconstrucción II – Levantando muros, reparando puertas. Seguimos hoy nuestra segunda parte hablando de reconstrucción, tomando como referencia el libro Nehemías capítulo 3,

comentarios o dudas

no dudes en contactarme @Glopezsegura